Politica

Crisis matrimonial entre el quiroguismo y el PRO

Ya había adelantado El Neuquino que aquella frase del intendente Horacio Quiroga ("Soy candidato a gobernador o no soy nada") estuvo supuestamente destinada a Balcarce 50.

Ahora, en lo que parece ser una continuidad en la estrategia, el presidente de la UCR neuquina, César Gass, envió el segundo mensaje.

Horacio Quiroga, Rogelio Frigerio y Marcelo Bermúdez, reunidos en Bs As

Sin pelos en la lengua, se quejó por lo que interpreta como "actitudes de indiferencia y falta de compromiso" de "funcionarios de primera línea del gobierno nacional para con la candidatura de Pechi" a la gobernación.

"Es impensado que César -de carrera municipal al amparo de Quiroga- pueda mandarse solo ¡Está claro que lo mandó el Jefe!", sentenció un funcionario, igualmente expectante.

Los planteos de Gass destilan aparentes celos por lo que -entiende- son gestos del macrismo a la administración provincial de Omar Gutiérrez, con Vaca Muerta como eje medular.

Tal es el ánimo, que en la UCR y Nuevo Compromiso Neuquino (NCN) hay quienes se sienten destinatarios de una especie de desdén.

"Se ven ministros y secretarios nacionales surcando cielos neuquinos en apoyos indisimulables hacia la fuerza política que gobierna la provincia", dijo Gass en diálogo con La Mañana. Y exigió "definiciones contundentes por parte de Nación para evitar que sigamos adelante desde la UCR con la creación de Cambiemos línea Neuquén".

Claro que no faltan quienes lo interpretan como un supuesto intento de desmarque o diferenciación

Hacia fines de octubre, El Neuquino informó sobre los sondeos de Quiroga para lanzarse como candidato por la UCR y encolumnar a Cambiemos (fuerza que preside a nivel provincial) detrás de esa cruzada.

Ahora, hace unos pocos días, el quiroguismo se mostró inquieto frente a las actitudes del diputado nacional Leandro López (PRO) quien se cortó solo con los timbreos.

Algo está claro: el quiroguismo y el PRO atraviesan por una crisis matrimonial, en la que el radicalismo neuquino parece jugarla al despechado.

Esta nota habla de: