Economía

El nuevo Uber neuquino: en dos días ya tiene 80 conductores

La aplicación YUPI llegó a la provincia de Neuquén para ofrecer un servicio de transporte similar al de Uber. En apenas dos días, la nueva app tuvo más de 500 descargas y unos 80 interesados en convertirse en choferes.

Esta app surgió en el extranjero pero, como comentó el diario LMNeuquén, fue aplicada en Neuquén porque uno de sus fundadores vivió su infancia en la ciudad. Tras cuatro años de desarrollo, la presentaron esta semana a través de una campaña de publicidad en línea.  

Si bien ya se inició una fuerte campaña de promoción, los referentes de la aplicación no tuvieron contactos previos con la Municipalidad de Neuquén o el Concejo Deliberante para solicitar algún permiso. 

"Confiamos en que la Municipalidad de Neuquén articule los medios para que toda persona que desee utilizar su vehículo particular con nosotros o cualquier otra App móvil pueda hacerlo sin que se vulneren sus derechos de libre circulación y comercialización entre individuos", señalaron a LM Neuquén desde la plataforma.

No obstante, los referentes del nuevo desarrollo no se oponen a las regulaciones. "Desde Yupi colaboraremos si desean regular el servicio y apoyamos un ingreso nuevo, genuino, tecnológico, totalmente trazable e inviolable para contribuir a los ingresos de Neuquén en forma directa y a los ciudadanos de forma inmediata", indicaron.

La aplicación móvil suma varias novedades que lo diferencian de Uber. Entre ellas, que los conductores pueden ofrecer su moto para los traslados de un solo pasajero, siempre y cuando provean un casco para su acompañante. También permite que las conductoras mujeres trasladen sólo a mujeres, o que las pasajeras opten por ser transportadas por alguien de su propio género.

El viaje se coordina a través del software, que indica un precio sugerido - pero no obligatorio- por cada trayecto. Luego de que se materializa el traslado y se paga el precio acordado entre las partes, tanto el conductor como el pasajero evalúan al otro responsable del trato.

Por el servicio de tecnología que presta YUPI, el conductor debe pagar entre un 15% y 20% de su recaudación de manera previa. Es decir, debe hacer una recarga a su cuenta a través de su tarjeta de crédito o en ventanillas de pago rápido y, con ese saldo, recibe los pedidos de pasajeros que están cerca de su ubicación. Una vez que se le termina ese crédito, deja de recibir pedidos hasta que vuelva a hacer una recarga.

Desde la compañía aclararon que los conductores pueden fijar sus propios horarios y decidir a qué usuarios trasladar, por lo que la app sólo funciona como un puente para conectar a personas que quieren viajar con aquellos que quieren ganar dinero como conductores. 

Con la intención de no dejar afuera a los taxistas, la firma ofrece un descuento para los choferes de taxis que decidan hacer estos viajes con su coche particular. Desde YUPI afirmaron que trabajan sin permisos ni contratos porque su rol es sólo fomentar los acuerdos entre dos privados.

Para ser más inclusivos que otras aplicaciones, YUPI decidió sumar conductores con autos modelo 2000 en adelante así como motocicletas de modelo 2016 en adelante. Por eso, establecieron dos categorías: YupiLite, del año 2000 al 2008, y YupiClassic, del año 2009 al 2019, con variación de precios y requisitos entre ambas.