Politica

Nación dejó por la mitad la construcción de una escuela en Zapala

La ministra de Educación neuquina, Cristina Storioni, decidió tomar cartas en el asunto con el edificio de la Escuela 194 en Zapala, cuya construcción se encuentra detenida hace un año. La funcionaria intimó al titular de la cartera de Interior, Rogelio Frigerio, y le envió una carta documento.

Fotografía de LMNeuquén

La funcionaria remarcó que su reclamo es urgente y que tomó esta iniciativa ante el "estado de abandono" de la construcción que depende del gobierno nacional. Ayer, durante otra movilización de la comunidad escolar, se difundió una copia de la carta documento a Frigerio con fecha del lunes 6 de mayo.

Este edificio está incluido en el plan nacional Más Escuelas, dentro del programa Promedu III. Empezó a ejecutarse en junio de 2017 y debía estar listo para fines de 2018, pero quedó por la mitad y la empresa constructora se retiró.

Resulta que se trata de una escuela que lleva 32 años dictando clases en aulas provisorias. Cuando la matrícula era la mitad de lo que es actualmente, ubicaron a los alumnos en la sede del centro comercial del barrio 180 Viviendas, un inmueble que no estaba preparado para dictar clases.

Pasaron más tres décadas, varias generaciones de chicos egresaron y se hicieron adultos, y el edificio definitivo no llegó. Para el ciclo lectivo de este año, por el crecimiento de la matrícula, los directivos no tenían lugar donde ubicar a todos los estudiantes. Desde el Consejo de Educación les sugirieron que desalojaran la biblioteca para convertirla en un salón de clases, pero ellos se negaron a solucionar el problema con otro parche.

En la intimación al ministro del Interior, Storioni le reclamó "su urgente intervención" ante la demora en la terminación del inmueble. "En la actualidad, la obra se encuentra paralizada, en estado de abandono y con visible deterioro", afirmó e indicó que, por el tiempo transcurrido y el malestar en la comunidad educativa, "resulta impostergable la adopción de medidas en pos de una solución definitiva al conflicto".

Para asegurar que la escuela se termine, Storioni le pidió a Frigerio que transfiera de manera "urgente" la obra inconclusa "a la jurisdicción provincial, con los correspondientes fondos destinados a la misma, con la finalidad de que el gobierno provincial proceda a su finalización".

El edificio para la Primaria 194 se adjudicó a la empresa porteña Premart hace dos años, con un presupuesto de 34 millones de pesos a valores de ese momento. A mediados de 2018, con un 53 por ciento de avance, la constructora se retiró porque Nación no enviaba los fondos. Pasaron meses y el predio se convirtió en un baldío lleno de yuyos, con una carcasa de material sin terminaciones.

La obra siguió paralizada hasta principios de 2019, cuando la comunidad educativa inició una serie de marchas y reclamos ante el Consejo Provincial de Educación y la Legislatura. En abril, algunos obreros volvieron al predio, pero hace unos días se retiraron y se llevaron hasta la garita para guardar las herramientas.