Politica

Tras los obstáculos, Quiroga inaugurará el Metrobus con Dietrich

Por Martín Cabrales

Cambiemos parece crujir cada vez con más fuerza. Y, lejos de solucionarse, los cortocircuitos entre el intendente de Neuquén, Horacio "Pechi" Quiroga, y el macrismo se tornaron más recurrentes.

Ahora, el ministro de Transporte, Guillermo Dietrich, ordenó postergar la inauguración del Metrobús -una de las obras emblemáticas rumbo a los comicios municipales- porque no quiere perderse la foto.

Dicen que el propio Dietrich llamó a Quiroga para recordarle los aportes financieros que la administración Macri realizó en esta mega obra, y lo invitó a desactivar el acto que ya había organizado para este lunes.

Finalmente el miércoles por la tarde se inaugurará la primera etapa del Metrobús, que habilitará el tramo de este nuevo sistema de transporte por la avenida del Trabajador, desde Nechochea hasta Collon Cura, y cuatro líneas comenzarán a usarla el jueves. 

Se trata de la segunda inauguración frustrada (o no inauguración), a partir de la cual han surgido nuevas especulaciones. Tal es así que en los ambientes capitalinos se dice que quizá esté todo roto y alguien esté elaborando un contraataque interno; es decir, sin salirse de Cambiemos.

Horacio Quiroga

A ver. Los rumores sobre la posible intención de Quiroga de postularse a la senaduría hicieron ruido en Buenos Aires, donde no ven con buenos ojos que quienes fueron candidatos a gobernador vayan en las boletas de las legislativas (hasta ahora el único que fue a las urnas es Quiroga).

Al mismo tiempo -y en lo que algunos interpretan como una forma de ejercer presión- el quiroguismo puso a rodar una versión sobre una presunta posibilidad de cambiar la fecha de las municipales, que en principio van junto con las presidenciales.

Habrá que ver cómo se resuelve el asunto, máxime teniendo en cuenta que no es mucho el tiempo que resta.

Paralelamente crecen las versiones en torno al candidato a la sucesión en la Intendencia. El secretario de Gobierno, Marcelo Bermúdez (PRO), ya ha expresado sus deseos de ser el candidato del consenso. Y, ahora, el diputado provincial Juan Monteiro (NCN) dijo que el presidente del Concejo Deliberante, Guillermo Monzani, puede ser prenda de unidad y sumar a otros espacios.

A Monteiro no se lo considera entre los potables, pero arriesgó que si el elegido es Monzani -por consenso o para una interna, instancia que dijo preferir- él se baja de sus supuestas intenciones. 

Está claro que quien impulsa la posibilidad de la interna no es otro que Quiroga, quien se apoya en las certezas que le brinda el manejo del aparato municipal. En la mesa chica, están convencidos de que contra eso no hay PRO que valga. 

A diferencia de Monteiro, sí están entre los potables, el diputado nacional David Schlereth y el secretario de Economía del municipio, José Luis Artaza.

En fin, la del Metrobús no es la primera escena de esta comedia (para algunos, drama) entre el quiroguismo y el macrismo, más allá de su sociedad en Cambiemos. Nada de eso, también hubo reproches de la UCR local por lo que consideraron la falta de apoyo, y hasta un llamado del diputado nacional Leandro López (PRO) a no votar por Quiroga en las provinciales en las que terminó tercero.

... Y es ese llamado con toda su carga de traición lo que el jefe comunal no logra apartar de su cabeza. Sabe que en política hay revancha, y quienes aprendieron a interpretar sus gestos, entienden que la quiere rápido.

Esta nota habla de: